Yoga en el embarazo

A raíz de un mail que nos ha llegado en el que una mujer que está embarazada, nos consulta si es conveniente practicar yoga en el embarazo, puesto que le habían dicho que es una disciplina que se podía practicar estando embarazada… siendo  esta mujer deportista, dice que siempre ha hecho deporte y no quiere parar, por lo que buscaba continuar haciendo algo de deporte…. Y es un tema que nos lo han preguntando en diversas ocasiones, por lo que hemos pensado que podríamos dedicar este post a hablar del yoga en el embarazo, así como de sus beneficios, pero también de lo que no se debe hacer….

El yoga en el embarazo es un ejercicio muy bueno, que te ayuda a cuidarte y si tu estás bien, también estás cuidando al desarrollo de tu bebé, cuando estás embaraza además te puedes sentir más nerviosa, quizás no llegas a respirar bien, y el yoga durante el embarazo ayuda a mejorar los niveles de estrés, los cambios de humor que este estrés y que el torbellino hormonal que se genera te puede causar…. yo recuerdo, el querer tenerlo todo listo, el saber si lo iba a hacer bien, incluso el estrés del propio embarazo por la alimentación, por que el bebé esté bien… y es que, para cualquier mujer, sobre todo si es madre primeriza, el periodo del embarazo está lleno de dudas, tensiones y dolores que quizás ni siquiera había tenido antes… y puedes sentir la responsabilidad, y con el yoga aprendes a disfrutar de ese momento para ti, para cuidarte y cuidar de lo que estás creando…. Puesto que el yoga nos ayuda a vincularnos con el bebé.

Es importante, no obstante que antes de realizar cualquier deporte o de realizar yoga que primero, se consulte con el ginecólogo, con el especialista indicado, y si todo está yendo bien, la practica del yoga debe ser con suavidad, con lentitud, adaptando las distintas posiciones al cuerpo que se está modificando, sin forzarlo ni dañarlo.

Beneficios de practicar yoga durante el embarazo

Además de lo que acabamos de explicar, en cuanto a rebajar los niveles de estrés, los cambios de humor… también te ayuda a:

  • Reduce el dolor de espalda, puesto que fortaleces los músculos de la espalda y le das flexibilidad y amplías el rango de movimiento de la columna.
  • Está comprobado además de que te ayuda a aliviar las molestias del embarazo, como las nauseas,
  • Te ayuda con la respiración, con lo que te permite mantener tu mente más serena y calmada.
  • Mejora el sistema circulatorio y la sensación de pesadez ya que es otro de los problemas en las embarazadas es la circulación en las piernas, y el yoga prenatal, o el yoga para embarazadas ayuda con una serie de asanas enfocadas a la circulación .
  • Prepara para el parto: hay un estudio que dice que el yoga te puede preparar para el parto, este estudio comprobó que ayuda a reducir el dolor durante el parto … ya sea por la conciencia que tienes al respirar mejor y coordinar la respiración con el empuje… puesto que te vuelves mas consciente de tu cuerpo, y aprendes a contraer también…

Aspectos a tener en cuenta en la práctica durante el embarazo

Al tratarse de un tipo de  yoga diferente, tal y como el yoga restaurativo, también utiliza soportes, mantas, cojines, soportes estos que buscan que el yoga se adapte a ti, a tu embarazo y a tu condición. Como precaución específica a la hora de practicarlo es sobre todo, no hacer asanas, o posturas que supongan un gran esfuerzo, posturas que tengas que comprimir la tripa o que requieran de mucho estiramiento abdominal, las posturas invertidas tampoco son recomendadas durante el embarazo, …  y es importante ajustar la practica al momento en el que se está viviendo. También es importante evitar ciertas temperaturas, al igual que es necesario hidratarse mucho.

 

Existen clases de yoga especialmente diseñadas para mujeres embarazadas ya que como decíamos, hay que tener en cuenta el momento en el qué estés en el embarazo, hay asanas que no se pueden realizar, hay otras que se pueden adaptar, y asanas específicos para el embarazo…

También se debe tener en cuenta que, igual que haces ciertas modificaciones en tu día a día, como es el acostarte o tumbarte de lado porque el peso del bebé puede influir en tu flujo sanguíneo o el levantarte o al cambiar de posición, hacerlo de manera lenta para no marearte pues en el yoga igual… las posiciones tumbadas se modifican a recostado hacía un lado, muy importante el practicar el autocuidado, y sería el ir escuchando tu cuerpo, el ir testando donde están tus límites…. Indagando en esa línea fina pero sin tener expectativa de llegar más lejos de lo que en este momento puedo llegar, porque ahora se trata de un ejercicio con precaución…

Es importante en estas clases también el mantener la espalda recta, esto siempre se ha de tener en cuenta, pero en el caso del embarazo, facilitamos la respiración y evitamos cargar tanto peso en la tripa…

Otra cosa a tener en cuenta es que el embarazo nos modifica el centro de gravedad, sobre todo en los últimos meses de embarazo, que es cuando te inclinas mas hacia delante, por tanto, en las asanas en yoga también es necesario el tener una silla o una pared cerca para apoyarte….

Cuándo empezar la práctica de yoga en el embarazo

Se recomienda comenzar a partir de las 12 semanas y si la mamá se encuentra bien puede continuar hasta el día del parto, siempre que no haya contraindicaciones médicas, por supuesto. En nuestro cuerpo, cuando estas embarazada se producen cambios y la práctica del yoga prenatal es una gran vía de autoconocimiento y de disfrute del embarazo.

Las clases suelen ser semanales, de una hora pero los efectos beneficiosos del yoga son mucho más profundos si dedicas unos 20 minutos cada día a tu práctica en vez de realizar una hora o dos por semana.

Si el embarazo sigue su curso correctamente, no hay contraindicaciones, simplemente hay que  escuchar las necesidades del cuerpo, sus sensaciones, puesto que el yoga debe adaptarse al cuerpo, por tanto, si hay algo que  molesta o  duele o simplemente no es el momento ni el día para hacerlo, puedes modificarlo, tomarte un instante y luego continuar… tampoco debemos forzar las asanas, y siempre evitar las apneas, es decir, contener la respiración y por supuesto, disfrutar de la práctica y de la conexión con el bebé.

Y también es importante la alimentación, una alimentación sana y saludable, claro.

Además, si asistes a clases grupales podrás conocer a más futuras mamás con las que podrás intercambiar ideas y consejos sobre vuestros embarazos.

También se puede practicar yoga en el postparto ya que existen clases de yoga para bebés y mamás donde, como bien dices puedes compartir tus clases, compartir tus miedos, o dudas, además de socializar con otras mamas y establecer lazos con tu bebé.

En el siguiente post hablaremos de los abdominales hipopresivos, que ayudan muchísimo en la recuperación del suelo pélvico en el post parto

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿AÚN NO TIENES LA GUÍA EN 4 PASOS PARA EXPRESARTE DE
MANERA ASERTIV@?

Consíguela aquí ¡GRATIS!.

Recibe GRATIS la "Guía en 4 pasos para expresarte de manera asertiva".

*Información básica de Protección de Datos. Responsable: Om mind coaching (Isabel Rubio y Ruth Prieto) – Finalidad: Enviar información adicional sobre los contenidos del blog, guías y documentación práctica sobre las actividades de Om Mind Coaching. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo autorización expresa u obligación legal. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, portabilidad de los datos, limitación u oposición a su tratamiento, transparencia y derecho a no ser objeto de decisiones automatizadas.
Share This