INTRODUCCIÓN A LA NEUROCIENCIA

En el espacio de hoy nos adentramos un poquito en el mundo de la neurociencia, y cómo nos puede ayudar a entendernos un poquito más. Pero primero nos gustaría empezar explicando qué es la neurociencia: así podríamos decir que La neurociencia es el conjunto de disciplinas científicas que estudian el sistema nervioso, para así entender los mecanismos que regulan el control de las reacciones nerviosas y del comportamiento del cerebro.

 

Nuestro cerebro representa el mayor tesoro que poseemos, cierto es que a lo largo de la historia de la humanidad se ha enfrentado a desafíos, jamás le habíamos exigido tanto como hoy en día, en la era de la tecnología y de la ciencia.

Los avances tecnológicos, los efectos de la globalización, el hecho de que cada vez hay más flujo de información y los constantes procesos de cambio son algunos de los factores con los que debe lidiar nuestro cerebro y que determinan en gran medida nuestra vida personal y profesional.

Para hacernos una idea,   el cerebro pesa alrededor de 1,5 kg y a pesar de representar sólo el 2% de nuestro peso corporal consume más del 20% de toda nuestra energía.

El cerebro está formado por 86.000 a 100.000 millones de neuronas, que a su vez forman entre 70.000 y 100.000 millones de conexiones.

La longitud total de los canales nerviosos en un cerebro humano adulto es de aproximadamente 5,8 millones de kilómetros, esto para que se entienda viene a ser unas 145 veces la circunferencia de la Tierra.

Cada día recibimos miles de estímulos, tenemos mucha información con internet y las redes sociales, pero desde la neurociencia se ha demostrado que nuestra atención y conciencia tienen unas capacidades muy limitadas.

Básicamente, nuestro cerebro no está capacitado para concentrarse conscientemente en varias cosas a la vez. ¡La multitarea con concentración aceptable es tan solo una ilusión! Pensamos que podemos hacerlo y la realidad es que no! Y es que, no podemos estar a varias cosas a la vez de manera efectiva, lo que ocurre es que en cuestión de milisegundos nuestra atención va de una cosa a la otra pero no podemos concentrarnos a la vez en más de una cosa de manera efectiva.

Al fin y al cabo, la atención significa la concentración de recursos, de nuestra conciencia en un objetivo concreto y para ello, se combinan procesos conscientes e inconscientes, emocionales y cognitivos.

Algunos estímulos atraen nuestra atención por sí solos, por ejemplo un fuerte estallido, un relámpago, los movimientos rápidos o los colores chillones.

Sin embargo, en otras ocasiones es necesario hacer un gran esfuerzo para prestar atención. Cuando los estímulos son menos intensos (por ejemplo en blanco y negro o estáticos) o cuando, además, el estímulo se valora negativamente (como los problemas matemáticos) necesitamos una mayor concentración para dirigir nuestra atención a un objetivo o situación.

Por esta razón, requiere más esfuerzo leer un libro que ver una película.

Enfocar nuestra atención requiere el trabajo de nuestra corteza prefrontal del cerebro, que es una parte imprescindible y muy importante para el ser humano porque es la que nos permite estar más atentos, ser más eficientes y se ha asociado plenamente con una sensación de bienestar.

Cuando estas atento puedes dar los pasos para ir hacia un objetivo y esto está muy relacionado con el control de nuestros pensamientos, aquello que comentábamos al hablar de Mindfulness, de no dejarnos arrastrar por ellos…. de tal manera que a medida que se desarrolla esa corteza prefrontal, puedes doblegar a esa parte del cerebro que es tu enemiga, la que crea pensamientos negativos que conllevan emociones desagradables y con ello resultados no deseados.

Afortunadamente esto se puede entrenar, gracias a la neuroplasticidad del cerebro, que es la capacidad que tiene nuestro cerebro para cambiar, puesto que se ha demostrado que el cerebro puede modificarse, esto es una muy buena noticia!! ya que lo que se ha visto es que la actividad e incluso el tamaño del cerebro cambian en función de las partes del cerebro que ejercitamos. Y es que… funciona como un músculo, si lo usas, lo potencias, si no, lo pierdes.

Relacionado con esto compartimos una parábola Cherokee que representa muy bien cómo a nuestro cerebro llegan diferentes estímulos, en este caso internos, y cómo podemos, con nuestro enfoque elegir a cuál de esos estímulos queremos prestar atención.

PARÁBOLA: LOS DOS LOBOS

Un joven se acercó a su abuelo, el jefe de la tribu, y le dijo: 

  • Una gran batalla está ocurriendo dentro de mí, es una lucha entre dos lobos:

un lobo es bueno y no hiere a nadie. Él vive en armonía con todo a su alrededor y no se ofende cuando no ha habido ofensas. Él solo peleará cuando sea preciso hacerlo, y además lo hará de la manera correcta. Él es la alegría, la paz, el amor, la esperanza, la humildad, la generosidad, la verdad, la compasión, la dulzura y la fe.

Pero el otro lobo está lleno de rabia. La situación más pequeña le cambiará su temperamento. Él pelea con todo el mundo, todo el tiempo, sin ninguna razón. Él no puede pensar porque su rabia y odio son mucho más grandes. Es una rabia sin sentido, porque esa rabia no produce ningún cambio. Este lobo es el mal: es el temor, la ira, la envidia, la codicia, la arrogancia, el resentimiento, la mentira, la sobervia y la culpa.

Algunas veces es duro vivir con estos dos lobos dentro de mí, porque ambos lobos tratan de dominar mi espíritu. 

El abuelo le contestó: 

  • Esa misma batalla ocurre dentro tuyo y dentro de cada uno de nosotros 

EL joven se quedó pensando en lo que le había dicho su abuelo, pasado un tiempo, le miró atentamente a los ojos y le preguntó: 

  • “Abuelo, ¿qué lobo ganará?”  

El abuelo sonríe y dice: 

  • “Aquel a quien tú alimentes.”

 Y es que…así es, tenemos las condiciones fisiológicas necesarias en nuestro cerebro para decidir a qué lobo alimentar, aunque, muchas veces, le damos el alimento más suculento a aquel que nos está haciendo daño, así que tú decides, es como si a ese animal que se apodera de ti le puedas poner el bozal y la correa para que tú como dueño, tu parte racional, puedas mandar.

Desde el coaching también ayudamos a trabajar el cortex prefrontal, para que la persona, el coachee, se enfoque y pueda dar los pasos para llegar a su objetivo: antes no sabía cómo, entonces nosotras como coaches le ayudamos, con nuestras preguntas y herramientas para que se vaya enfocando, en el fondo es un entrenamiento de su cortex prefrontal para poder enfocarse en lo que realmente le resulta útil para lograr los resultados deseados.

Desde OM Mind Coaching con nuestro Método de Desarrollo Integral, como aunamos los beneficios del minfulness y el yoga con el coaching, el entrenamiento de esa conciencia, de esa corteza prefrontal es mucho más potente.

EJERCICIO DE ENFOQUE MENTAL

Te invitamos a hacer un ejercicio de enfoque mental, para entrenar la mente, que no es como el ejercicio físico, en cuanto a los resultados inmediatos, por ejemplo , tú sales a correr y liberas endorfinas que te hacen sentir fenomenal al terminar, en el caso del entrenamiento de la mente no lo sientes así a corto plazo, es un efecto más a largo plazo y has de saber que día tras día eso cambia tu mente, cambia tu cerebro y eso va a hacer que puedas ver y actuar de una manera diferente en tu realidad.

Así que, este ejercicio que os proponemos es para ir entrenando el enfoque o la zona del cerebro de la atención, la corteza prefrontal de la que hemos estado hablando, que también se utiliza en mindfulness y consiste en prestar atención a la respiración durante unos 5 minutos, pero cuando inspiramos contamos mentalmente 2, y cuando espiramos contamos mentalmente 1, inspiro 2, espiro 1, es decir lo contrario al orden que sería intuitivo: 1 y 2, 1,2 1,2…pues al revés 2,1, 2, 1. Esto nos ayuda para no hacerlo con el piloto automático, y cuando nos viene un pensamiento, emoción o cualquier tipo de estímulo que nos distraiga, volvemos a nuestra cuenta inversa: 2 al tomar aire y 1 al soltarlo.

¿AÚN NO TIENES LA GUÍA EN 4 PASOS PARA EXPRESARTE DE
MANERA ASERTIV@?

Consíguela aquí ¡GRATIS!.

Recibe GRATIS la "Guía en 4 pasos para expresarte de manera asertiva".

*Información básica de Protección de Datos. Responsable: Om mind coaching (Isabel Rubio y Ruth Prieto) – Finalidad: Enviar información adicional sobre los contenidos del blog, guías y documentación práctica sobre las actividades de Om Mind Coaching. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo autorización expresa u obligación legal. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, portabilidad de los datos, limitación u oposición a su tratamiento, transparencia y derecho a no ser objeto de decisiones automatizadas.
Share This