testimonios

Natalia. Testimonios Om Mind Coaching

«En estos tiempos en los que la vida va tan deprisa y a veces hay que parar para observar qué está ocurriendo y tal vez, replantearnos el futuro….por motivos personales, o bien por motivos profesionales, cuando el trabajo que creías iba a ser para toda la vida y de repente, todo cambia…. Y piensas, y sientes que estás perdid@…

Necesitas que te guíen para reorientarte, para encontrarte y entender que hay infinitas puertas por abrir, pero tienes que ser TÚ quien las abra.

Ahí estaban Isabel y Ruth para ayudarme en el camino. Fue increíble ver la evolución desde el primer día, cómo me llevaron a través de un proceso que me ha cambiado PERSONAL y PROFESIONALMENTE. Gracias a ellas, nada me puede parar.

Sólo puedo estarles INFINITAMENTE AGRADECIDAS.»

 

Natalia.

«Cuando empiezas un proceso de coaching no sabes muy bien lo que te espera, salvo que ya hayas hecho alguno.

En la primera sesión llega la gran pregunta: ¿cuál es tu objetivo? Y ya tienes el primer reto… ¿cómo resumo yo lo que quiero?… Cuando me enfrenté a este momento con Ruth, ella supo ayudarme a autodelimitar lo que yo quería, a encontrar esas palabras mágicas que, de repente, tangibilizaron mi meta y la hicieron asequible. Y así fue en cada sesión, ella me ayudó a aterrizar todos mis pensamientos para lograr avanzar paso a paso y de forma firme.

Sin darme cuenta, logré encontrar las trabas que yo misma me imponía y poner los medios para superarlo.

Si tuviera que resumirlo todo en una frase, diría que el proceso de coaching fue como si me quitaran una venda de los ojos.

¡Es todo un aprendizaje personalizado!»

Laura
36 años · Performance Marketing.

«Para mí trabajar con Isa fue percatarme del camino que tenía ante mí.

Descubrir que yo era la luz y ella me ayudó a descubrir que zonas quería iluminar.»

 

Judith.
27 años · Maestra de educación infantil.

«Cuando inicié el proceso de coaching con Ruth lo hice por una recomendación y sin saber muy bien en qué consistía. Sólo sabía que me encontraba perdida y sin rumbo y gracias a su ayuda pude recuperar mi autoestima, encontrar mi camino y volver a creer en mí. En cada una de las sesiones hace que te sientas acompañada y te ayuda a sacar de ti todo lo mejor a pesar de que yo dudaba completamente de mí!

Gracias por ayudarme a lograr una transformación tan profunda, sin ti no lo habria conseguido!

Totalmente recomendable, 5 estrellas!!»

 

Evelin.
40 años · Empresaria.

«Me llamo Álvaro, padezco de ansiedad y tengo una enfermedad neurodegenerativa. El problema que tenía es una falta muy grande de autoestima, lo cual provocaba que me costara muchísimo hacer cualquier tarea en general, desarrollar hobbys (y como individuo) y repercutía negativamente en mi psique y en mis relaciones sociales, porque establecía relaciones de dependencia con otras personas para llenar ese vacío provocado por mi baja autoestima.

Gracias a una amiga que me hablo maravillas de la Coach con la que estaba, me enteré de su existencia (yo no tenía ni idea de estas cosas) esta chica me dijo que el proceso de coaching que había iniciado, le estaba ayudando mucho y me ayudo a contactar con Isabel. Hablé con ella y rápidamente nos pusimos de acuerdo para iniciar un proceso de coaching. Al principio, en la primera sesión no note una mejoría (cosa obvia) pero con el paso de las sesiones empecé a mejorar en todos los aspectos.

Mi coach conseguía que yo mismo llegara a las conclusiones correctas, me guiaba en ese trayecto y como he dicho empecé a mejorar, empecé a desarrollar amor propio, empecé a dedicarme a mis aficiones y a mejorar mis relaciones sociales. Aún hoy día después de un tiempo de haber acabado ese proceso de coaching sigo generando más autoestima, hago más proyectos y mis relaciones sociales son más sanas, menos dependientes y más fuertes.

Como experiencia lo recomiendo, realmente un proceso de coaching bien llevado por las dos partes, en este caso yo y el profesional, puede llevarte a un cambio muy grande en tú vida.»

 

Álvaro.
31 años · Periodista.

«Las clases de Ruth son muy dinámicas, y al combinar hipopresivos, yoga y reiki mas completas y agradables.

Como profesora está muy encima corrigiendo constantemente las posturas y vigilando como te encuentras para adaptar la clase a tus necesidades de ese momento.

Su trato personalizado favorece un buen desarrollo de la clase.»

 

Izaskun.
44 años · Analista.

«Había practicado gran variedad de deportes anteriormente, sin embargo no fue hasta que el yoga entró en mi vida, de la mano de Isabel, que supe lo que es el equilibrio físico y sobre todo emocional.

Cuando practico con Isabel siento que ella me da fuerza, confía en mí y ello hace que yo confíe también, superando límites y sorprendiéndome en cada clase. Ella cuida los detalles, está pendiente de nosotros, de nuestro cuerpo, incluso adaptándolo si es necesario. Al mismo tiempo consigue que me sienta en paz y relajada, sintiendo una mayor conexión conmigo.

Gracias Isabel por enseñarme tanto.»

 

Evelin.
40 años · Empresaria.

«Después de estar un tiempo recibiendo clases de hipopresivos con la profesora Ruth, puedo afirmar que me parecen de un alto nivel. Es una profesora que realiza cada clase con intensidad, precisión y detalle.

Cuida que cada postura sea ejecutada con el mayor esfuerzo que podamos, cuidando muestra seguridad. Sólo deseo agradecerle su implicación y dedicación y animar a personas que puedan estar interesadas por esta actividad beneficiosa y saludable.

Si queréis realizar hipopresivos os recomiendo a Ruth para realizarlos.»

 

Miguel.
Bancario.

«Soy Maxi…

Practico un yoga muy cuidado y personalizado con Isabel, debido a que tengo limitaciones en mi cuerpo por una enfermedad degenerativa en las articulaciones. Se trata de un yoga restaurativo en la que noto como me cuida en cada clase realizada, con mimo y preocupación.

La práctica en mi me aporta bienestar, profunda calma y una gran sensación de cuidado, gracias a la forma en la que imparte la clase Isabel..»

 

Maxi.
51 años · Vendedora.

«Hola, me llamo Vicky …
Comencé hace tres meses clases personales de hipopresivos con Ruth. ¡Estoy encantada! No sólo por su trato y profesionalidad, sino también por la técnica que día a día voy incorporando y sintiendo sus beneficios. Ruth con toda su energía me hace dar lo máximo en cada secuencia!

Poco tiempo después de comenzar con los hipopresivos los empezamos a combinar con una sesión personalizada de Hatha yoga. De manera que vamos trabajando aspectos de la práctica que me ayudan a relajar, estirar y fortalecer, en mi caso, la zona del pecho, abdominal, lumbar y cadera. Ruth ajusta cada sesión a las necesidades con las que llego ese día. Este enfoque lo valoro mucho, ya que me hace tener una mayor conciencia de cómo se encuentra en ese momento el cuerpo y la mente. Esto me ayuda a soltar mis exigencias y sobre-espectativas de mi práctica!

Sus clases se imparten con seriedad, cariño y respeto, en todo momento te sientes segura y motivada. Cuida todos los detalles. La guía tanto en hipopresivos como en yoga es muy técnica y concreta, te lleva a mantener la atención durante toda la sesión. Al final de la clase siento que se ha trabajado mucho todo el cuerpo y la sensación de una gran relajación.

Absolutamente recomendable tanto para iniciarse como para profundizar en la práctica.»

 

Vicky.
43 años · Maquetadora editorial.

karina. Testimonios Om Mind Coaching

«Había probado varias clases de yoga pero siempre abandonaba, ya que no me sentía conectada. Cuando conocí a Ruth quedé enamorada con su paz, su técnica y paciencia, cosas que me han ayudado muchísimo en mi súper-estresada vida, ya que combina la clase con relajación y respiración. Así he logrado la paz interior que andaba buscando.

Es un regalo poder reconectar conmigo de la mano de Ruth, con su voz suave y empática.

Recomiendo sus maravillosas clases. ¡¡No te arrepentirás!!»

Karina Barrios
36 años · Comercial.